Ragout de ternera

IMG_4119Este plato es ideal en las comidas, como segundo a una crema de calabaza, de verduras o de calabacín, y como plato único en las cenas. Es un plato sencillo de elaborar, pues con nuestra olla súper rápida lo tenemos en unos 10 min. También lo podemos preparar en la olla exprés de toda la vida (siguiendo las instrucciones de cocción del fabricante) o en nuestra cazuela guisera, que entonces el tiempo se lo daremos nosotros según veamos lo tierna que se va quedando la carne.

Para su elaboración vamos a necesitar  unos 500 gr. de carne de ternera para guisar en trozos, que poniéndole un poco de sal sofreiremos en un poco de aceite. Mientras tanto, prepararemos, 1 diente de ajo trinchadito, 2 zanahorias grandes, peladas y cortadas en discos, 1 cebolla grande trinchadita, un puñado grande de guisantes (yo siempre uso congelados), unas 6 o 7 judías finas tipo boby que lavaremos y trocearemos en trozos pequeños, unas 3 cucharadas de tomate triturado natural, sal, pimentón dulce, un par de hojas de laurel, unas 10 bolitas de pimienta negra (esta es opcional) y un vasito de vino blanco.

Cuando la carne esté doradita pero tierna, incorporaremos el diente de ajo trinchadito y lo sofreiremos (esto se hace rápido), acto seguido añadiremos una cucharadita de pimentón dulce, que mezclaremos con el ajo y el aceite, las cucharadas de tomate triturado, que las dejaremos unos minutos sofreírse y la cebolla trinchada. Cuando la cebolla esté pochada añadiremos el resto de ingredientes, lo rociaremos con el vasito de vino blanco, añadiremos un poco de sal y tras removerlo todo taparemos y llevaremos a ebullición. Será entonces cuando bajaremos el fuego y dejaremos que nuestro guiso se cocine.

El guiso estará listo cuando la carne esté tierna y las verduritas blandas.

Y…  aquí os dejo un plato ideal para acompañar con unas patatas fritas y un buen trozo de pan.